jueves, 31 de marzo de 2016

Recital poético en la Biblioteca María Moliner de la tertulia Rascamán dedicado a la mujer este marzo de 2016



Esta semana han tenido lugar algunos actos culturales en Madrid que me tocaban muy cerca. Afortunadamente esas dos tardes no tenía que trabajar y he podido asistir. 

El primero de esos actos culturales, tuvo lugar este martes 29 de marzo de 2016, y tuvo lugar en el Salón de Actos de la Biblioteca María Moliner de Villaverde Alto de Madrid. Este acto pertenecía al Ciclo de Lecturas temáticas programadas entre la Biblioteca María Moliner de Villaverde Alto de Madrid, y nuestra tertulia literaria Rascamán. 

Han sido tres las lecturas programadas. Una que tuvo lugar en febrero, y que tenía por tema "El amor" y en la que leímos Javier Díaz Gil, poeta y coordinador de la tertulia Rascamán y yo, Rocío Díaz (Carlos Ceballos nos iba a acompañar pero al final no pudo asistir):

http://rociodiazgomez.blogspot.com.es/2016/02/momentos-de-la-ultima-lectura-23-de.html

Como os comentaba, en este caso, tenía lugar la segunda de estas lecturas.

En este caso el tema principal del recital era la mujer, ya que era en marzo y el 8 de marzo se celebra el Día Internacional de la Mujer. Las poetas invitadas eran: María Antonia Copado, Celia Cañadas, Feli Martínez, Isabel Morión y Teresa Muñoz. Todas ellas poetas y compañeras de la tertulia literaria Rascamán.  

Fue un acto poético eminentemente femenino tanto por sus protagonistas como por su tema central. De la mano de sus acertados versos intentamos abarcar a la mujer de forma completa, su desarrollo íntegro como persona, su pluralidad, y su participación en los diferentes campos relacionados con ellas, en un papel de igualdad con el hombre. Sus distintas voces, sus distintas formas de crear hicieron que el recital fuera muy variado, íntimo, cercano, y yo creo que consiguieron que la tarde de todos los que estuvimos allí fuera diferente gracias a sus versos. Los poemas leídos hablaron de las mujeres de distintas generaciones, de nuestras abuelas, de la mujer como madre, de la mujer como trabajadora, de la mujeres invisibles y de las que están en riesgo de exclusión debido a su ocupación, como las prostitutas, o a la enfermedad... Quiero dejaros con fotos y vídeos del recital para que podáis haceros una idea de cómo transcurrió.



En éstos vídeos os dejo con dos momentos del comienzo del recital. En el de encima de éste párrafo tenemos un fragmento de la presentación del acto por parte del poeta Javier Díaz Gil, coordinador de la Tertulia Rascamán.

En éste vídeo de debajo Javier Díaz lee algún poema de María Antonia Copado que no pudo asistir porque está enferma. Como queríamos que de todos modos estuviera presente Javier eligió algunos de sus poemas de su libro "La mujer de la lluvia" y con ellos comenzó el recital. La poesía de María Antonia ofrece una imagen sensual y libre de la mujer.



A continuación leyó Celia Cañadas.

Aquí tenemos dos momentos de su lectura. Celia nos leyó en el primer turno de lectura varios poemas suyos en los que anunció que se tocaba el tema de la mujer de forma transversal. Descubrimos a la mujer a través de su vida de pareja, de su papel de madre, del ámbito familiar. En el vídeo tenemos uno de sus poemas. En segundo turno nos leyó un relato relacionado con la mujer y el mundo profesional, con ello puso el contrapunto narrativo al recital.

Celia Cañadas en un momento de su Lectura. Biblioteca María Moliner Villaverde Alto. Marzo 2016




En tercer lugar fue Feli Martínez quién nos leyó sus poemas. Conjuntos de poemas o poemas más breves, más sintéticos, una página de un álbum y una sensación. Unos poemas más antiguos otros más recientes. Tocó temas como el desamor de las mujeres, y el desamor en general, poemas sobre el dolor y el recuerdo de ese dolor.

Feli Martínez - Lectura temática "La Mujer" Villaverde Alto




A continuación le tocó el turno a Isabel Morión. Comenzó su turno con dos de poetas reconocidas, el primero de Gioconda Belli donde pudimos disfrutar de su fina ironía, y el segundo de la gran Gloria Fuertes. Después nos leyó varios propios de sus libros. Por destacar alguno, por ejemplo leyó alguno sobre las mujeres de su generación, cuyos pasos acertados abrieron el camino a muchas de las mujeres de ahora. También nos leyó otro dedicado a las Mujeres intelectuales de la Generación del 27, las "Sin sombrero", tan ninguneadas frente a sus masculinos coétaneos dedicados a la cultura.

Isabel Morión - Lectura Villaverde Alto Marzo 2016


Y por último leyó la poeta más jóven del grupo, Teresa Muñoz. Que quiso hablar, ya que ella al ser voluntaria en una ONG tiene más contacto con ellas, de las mujeres más desfavorecidas. Quiso poner el acento en la marginalidad, en la desigualdad.

Teresa Muñoz. Biblioteca María Moliner Villaverde Alto. Marzo 16



Y por último os dejo con el vídeo de la despedida de Javier Díaz Gil de este acto poético dedicado a la mujer. La mujer desde todos los ángulos posibles. Desde el punto de vista afectivo, desde el campo profesional, desde su papel en la socidad, desde su ubicación geográfica, desde las diferentes costumbres, desde la desigualdad...


Tuvimos, disfrutamos, de cuatro voces poéticas muy diferentes pero todas muy sensibilizadas ante el tema que nos ocupaba. Desde su distinta forma de abordar la poesía, nos mostraron un amplio abanico de mujeres que enriquecieron nuestra visión y ayudaron a que nos concienciáramos aún más sobre lo importancia de estos actos de cara a la visibilidad de cuánto hemos ganado con el tiempo y de cuánto nos queda por recorrer.

Además, literariamente hablando, fue un recital muy rico, muy variado y sugerente gracias a la voz poética propia de cada una de las cuatro protagonistas. Ya habéis podido ver los distintos tonos de sus voces, y las distintas formas de interpretar sus propios versos: sentadas, de pie, con voz más queda, o en voz más alta. Todas distintas, pero únicas en sus versos y su mundo poético. Y lo hicieron muy bien.



miércoles, 30 de marzo de 2016

Errores lingüisticos y otras perlas curiosas de la calle...


Hoy os traigo fragmentos de lenguaje que pillas al vuelo por ahí y no puedes evitar detenerte en ellos...

La foto que encabeza la entrada pertenece al menú de la carta de un Restaurante que a mí me gusta bastante. Pero claro me llamó mucho la atención que a uno de los platos les denominaran:

"Traspantojo de Tagliatelle Boloseña". Y cómo creían que quizás alguien no lo entendería, abren parentesis, y te dan una sucinta explicación: (Tiras de calabacín con boloñesa vegana).

Y yo me pregunto: ¿No era más fácil llamarlo desde el principio así? Me pregunto. Porque en este blog que nos gusta mucho esa palabra, sabemos muy bien que la palabra "traspantojo" no existe, se dice "trampantojo": 




trampantojo
De trampa ante ojo.
1. m. coloq. Trampa o ilusión con que se engaña a alguien haciéndole ver lo que no es.

Y si querían hacer pasar las tiras de calabacín por tagliatelle, que no está mal darle un toque original a la carta, pues hombre al menos escribe bien "trampantojo", que además de ser una palabra de lo más curiosa, es tan sencillo como que viene de "trampa".


Y estas dos fotos, también de la misma carta, las traigo también porque me hizo mucha gracia el nombre que le pusieron a los platos:

Tempura de pescado al estilo de carmencita... ¿Y qué estilo será ese? ¿Y quién era Carmencita con C mayúscula? Lees ésto y casi sin queres se te abre un mundo de interrogantes...

Y ya en la foto de debajo:

Cous- Cous de pollo "Ingrid Bergman". ¿No me digáis que no tiene "miga", ya que estamos en hostelería, el nombre del pollo? ¡Ingrid Bergman! Si este pollo dirigía el corral como Ingrid Bergman sus películas, ya me gustaría a mí haberlo visto en vida...




martes, 29 de marzo de 2016

Libreria Ler Devagar en Lisboa




Tengo que hablaros de una librería muy especial que he visitado hace poco.

Una librería modernísima situada en un antiguo almacén industrial textil, la librería Ler Devagar: Leer despacio es su traducción literal.

Está en Lisboa, en el barrio de Alcántara, en la LX Factory. Para los que sois de Madrid a mí este sitio me recordaba un poco al Matadero, aunque aquí había también tiendas de ropa de diseño, además de agencias de publicidad, galerías de arte...

La libreria es muy alta, con varios pisos. Puedes tomar algo en la planta de abajo, y también cafe y tarta en la planta del centro.  La decoración es diferente, comenzando por la mujer en bicicleta que sobrevuela la librería, que he leído que es la musa de Pessoa cabalgando una bicicleta alada, siguiendo por otros ingenios que te esperan en la planta de arriba. El inventor es Pietro que tiene una exposición de sus ingenios en la última planta de la librería.


 RECORDANDO PESSOA. Qual o lugar ideal, senão uma livraria para a alma do poeta repousar? Reencontrando a sua musa cabalgando uma bicicleta alada que o conduz por mares pela primeira vez por portuguesas naus desbravados. Pois NAVEGAR É PRECISO.Concepto: Pietro. Dibujo de la musa: Salomé. (Lisboa, junio de 2011.)



Y libros, libros y más libros en estanterías por todas partes, que en un momento dado puedes coger y leer un rato como si estuvieras en una biblioteca. También hay música portuguesa y no portuguesa.

Me encantó la verdad. Merece mucho la pena acercarse hasta ella para conocerla. Merece la pena que pertenezca a nuestra colección de "La vuelta al mundo en 80 librerías". ¿A que sí?

 

lunes, 28 de marzo de 2016

Ayer, 27 de marzo de 2016, día Mundial del Teatro. El lenguaje y el Teatro



Ayer, 27 de marzo, era el día Mundial del Teatro. Y yo quería que nos detuviéramos un ratito en ello.

El origen de esta celebración se remonta al año 1961, cuando el Instituto Internacional del Teatro de la Unesco decretó el Día Internacional del Teatro para dar a conocer y que llegara a más personas este arte. Pero fue el 27 de marzo de 1962 cuando se realizó la primera celebración de este día.

En esta edición ha sido el director y profesor de teatro ruso Anatoly Vassiliev quién ha enviado el mensaje para conmemorar este día. Y se ha centrado en su capacidad para comunicar y transmitir.



¿Os acordáis de las conchas que había en el escenario y donde estaba metido el el Apuntador? Yo no sé si he llegado a verlo en la realidad, creo que no, imagino que solo lo he visto en las películas. 

El Apuntador era la persona que recordaba a los actores el texto si tenían algún olvido, o si no estaban moviéndose correctamente por el escenario. En el diccionario de la Real Academia vemos exactamente su definición en el teatro en la segunda acepción :


apuntador, ra
1. adj. Que apunta. U. t. c. s.
2. m. y f. En una representación teatral, persona que, oculta a la vista del espectador, dice en voz baja a los actores las palabras que olvidan o en las que vacilan.
3. m. y f. traspunte.


traspunte
De tras1 y apunte.
1. m. y f. Teatro. Persona que avisa a cada actor cuando ha de salir a escena y le apunta las primeras palabras que tiene que decir.


De esta figura  nos han quedado algunas frases hechas que utilizamos muy a menudo: "Aquí se muere hasta el apuntador", "Aquí no se salva ni el apuntador" "Aquí no queda el apuntador"... ¿Quién no las ha utilizado alguna vez?

Del teatro tenemos muchas más frases hechas:

- Hacer mutis por el foro: De cuando los actores, en el teatro clásico, desaparecían silenciosamente por el fondo del escenario.

- Estar en el candelero: Que significa estar de actualiadad y viene de que los antiguos escenarios se iluminaban con una fila de luces o candelas llamada candelero. Estar en el candelero era, y es, estar en la parte más iluminada del escenario, es decir, estar en primera fila bajo la atenta mirada de todos.
 
- Entre candilejas: Con poca luz, medio en penunbra... Viene de la cuarta acepción del significado de la palabra candileja, la que se refiere a la fila de luces que hay en el borde del escenario y que diluye la luminosidad entre el públicos y los actores.


candileja
1. f. Vaso interior del candil.
2. f. Vaso pequeño en que se pone aceite u otra materia combustible para que ardan una o más mechas.
3. f. neguilla (‖ planta).
4. f. pl. Línea de luces en el proscenio del teatro.
- Que empiece el espectáculo: Cuando va a empezar cualquier tarea.

- Mucha mierda: Esta frase se suele decir que teatro para desear suerte. He leído por internet que procede de cuando se asistía a las representaciones teatrales, a los Corrales de Comedias, en coche de caballos. Se sabía que la obra tenía éxito, si había muchos excrementos de caballo a la puerta del teatro. 

Y por supuesto tenemos otras tantas que se nos han quedado a todos en la cabeza y que repetimos en otros contextos, que originariamente procedían alguna obra de teatro en concreto:

- "Mi reino por un caballo": Que procede de la obra de Shakespeare "Vida y muerte de Ricardo III"
- "Largo me lo fíais..." de "El burlador de Sevilla" de Tirso de Molina.
-"... Porque toda la vida es sueño, y los sueños, sueños son..." de "La vida es Sueño" de Calderón de la Barca.
- "¿No es cierto ángel de amor..." de Don Juan Tenorio de Zorrilla.

En fin... hay muchas. Seguro que a vosotros se os ocurren otras tantas que muchas veces, sin daros cuenta, se os vienen a la cabeza y decís. 

La magia del teatro.

miércoles, 23 de marzo de 2016

"Biblioteca Jardim" en Lisboa


Ya tenemos aquí a la primavera y habrá opción de poder leer en los parques al aire libre. Qué placer.

Hoy quería enseñaros una biblioteca muy especial para nuestra colección de "La vuelta al mundo en 80 bibliotecas".

La "Biblioteca-Jardim" de las fotos la encontramos en el parque "Jardín da Estrela" en Lisboa. El horario, cómo podéis ver en las fotos, es desde la 1 de la tarde hasta las 5. De martes a sábado. 

Las fotos las hice un sábado a eso de las cuatro de la tarde. Y había lectores al sol y a la sombra.

Qué buena pinta tiene ¿A que sí? 

La verdad es que daba gusto verles ahí sentados tan atentos a sus periódicos, revistas o libros. Era como entrar en un oasis muy agradable y tranquilo dentro del concurrido parque.





martes, 22 de marzo de 2016

Vocabulario y Frases de Semana Santa.




Todos los años, desde que comenzó el camino de este blog, dedicamos alguna que otra entrada al vocabulario y a las frases hechas de la Semana Santa. 

Si consultáis la pestaña de "Palabras de Semana Santa" podéis repasar algunas de ellas, porque ya hemos tocado muchas expresiones. Os dejo el enlace por si queréis echar un vistazo:

 Hoy vamos a dar un repaso al origen de algunas de las palabras más importantes.

¿A que llamamos la CUARESMA?

Pues bien, la Cuaresma es el período anterior a la Semana Santa que comienza el Miércoles de Ceniza. La palabra viene del latín, de la expresión cuadragesima dies o lo que es lo mismo día cuadragésimo. Alude a su duración de cuarenta días (según el Breve diccionario etimológico de la lengua Castellana de Corominas). 
Estos 40 días son los que se supone de preparación para la fiesta de la Pascua. El número 40 tiene muchas referencias bíblicas: 40 días duró el diluvio universal, Jesús se retiró durante 40 días. Moisés aguardó 40 días antes de subir al Sinaí. Elías caminó durante 40 días hacia el Horeb. Y la marcha de los judíos por el desierto duró 40 años.

Y la ¿PASCUA?

Con la Pascua se termina la Semana Santa. La palabra viene del nombre de la fiesta de Resurrección de Cristo. Decimos por eso "La Pascua de Resurrección".
Con la palabra Pascua tenemos muchísimas frases en nuestro vocabulario coloquial, unas con sentido positivo y otras negativo.

Así tenemos: 
"Hacerle la pascua a alguien" (Con el sentido de fastidiarlo, molestarlo...). Proviene del paso (que corresponde con el término hebrero pesach) del ángel exterminador por las casas egipcias para matar a todos los primogénitos.

 "Y santas Pascuas" (con el sentido de dar por terminada cualquier cuestión). Viene de la celebración con que los judios se alegran de la huida de Egipto.

"De Pascuas a Ramos". Creo que de ésta expresión ya habíamos hablado en otra entrada. Para querer decir que es mucho tiempo, porque es de un casi un año, menos una semana.  

"Más contento que unas Pascuas", que también viene de la celebración de los judíos. 

Y para terminar de una forma más dulce: ¿De dónde vienen los huevos de pascua? ¿Y la mona de Pascua?
En aquella época la Iglesia no aconsejaba el consumo de huevos durante la Cuaresma. Sin embargo, obviamente las gallinas seguían poniendo huevos, ajenas a preceptos ni normas religiosas. Tirar los huevos hubiera sido un pecado. De tal forma, que no quedaba más remedio que guardarlos. En unas semanas se conseguía una sobreabundancia de huevos a los que había que dar salida. 

El domingo de Resurrección, primer día en el que este precepto ya no rige, se convertía en la fecha señalada. Y qué mejor que compartir o regalar los huevos que no se habían consumido durante la Cuaresma. De esta forma, fue naciendo una costumbre. 

Ofrecer una cesta de huevos frescos era sin duda un magnífico detalle, pero si además los huevos se coloreaban o se pintaban se convertían en un auténtico regalo. En algunos lugares se pintaban de rojo (en recuerdo a la sangre derramada por Jesús).

En el siglo XII la Iglesia bendecirá la costumbre de regalar huevos como símbolo de resurrección a la salida de la misa de Pascua.

Durante varios siglos, al llegar la Pascua, los pasteleros cocinan unos bollos de harina, huevo y azúcar al horno, con uno o varios huevos duros incrustados en la superficie, que los padrinos regalan a sus ahijados dándole el nombre de “mona de Pascua”.  Actualmente en varios sitios el huevo y el roscón han sido reemplazados por figuras de chocolate que van desde el tradicional huevo a otras más imaginativas.
Principio y final
. Cuaresma | Período anterior a la Semana Santa que comienza el Miércoles de Ceniza. La palabra procede de la expresión latina quadragesĭma dies, ‘día cuadragésimo’, por la duración de cuarenta días, tal como indica el Breve diccionario etimológico de la lengua castellana, de Corominas.
. Pascua | Nombre de la fiesta de la resurrección de Cristo; se celebra el Domingo de Resurrección y marca el final de la Semana Santa. - See more at: http://profesoresdeele.org/2015/04/01/vocabulario-de-semana-santa/#sthash.SLqDAe5C.dpuf
Principio y final
. Cuaresma | Período anterior a la Semana Santa que comienza el Miércoles de Ceniza. La palabra procede de la expresión latina quadragesĭma dies, ‘día cuadragésimo’, por la duración de cuarenta días, tal como indica el Breve diccionario etimológico de la lengua castellana, de Corominas.
. Pascua | Nombre de la fiesta de la resurrección de Cristo; se celebra el Domingo de Resurrección y marca el final de la Semana Santa. - See more at: http://profesoresdeele.org/2015/04/01/vocabulario-de-semana-santa/#sthash.SLqDAe5C.dpuf

lunes, 21 de marzo de 2016

Día mundial de la Poesía. Fernando Beltrán



"Cada año, el 21 de marzo, la UNESCO celebra el Día Mundial de la Poesía y nos invita a reflexionar sobre el poder del lenguaje poético y el florecimiento de las capacidades creadoras de cada persona. ..."

Yo no necesito que sea el 21 de marzo para tener mis poemas preferidos, y eso que yo siempre digo que soy más de narración que de versos. Pero seguramente porque muchos de mis compañeros y amigos literarios son poetas, la siento muy cercana. 

Y cierto es, muy cierto, que hay poemas que te dan en el centro del pecho. 

Os dejo con dos de ellos.

Del poemario "Hotel vivir" que me lo trajeron los Reyes Magos, que Magos fueron. De Fernando Beltrán, que me gusta mucho cómo cuenta en versos:

LA GABARDINA DE MI PADRE


La que se cae a trozos,

la que uso todavía cuando viajo al norte,

como se aferra el don de un comodín.      



Recuerdo que al probármela                            

descubrí en sus bolsillos caramelos de menta

y un papel con los últimos recados.



Miel, manzanas, dos paquetes de Kleenex,

unas pilas de larga duración

que no cumplieron nunca su promesa,

y una nota final: Librería Hiperión.



Aún tiemblo.



Mi padre que pensé no había leído nunca

los libros que escribí,

los conocía todos, me dijeron, los compraba frecuente,

me dijeron, y elegía con pausa, me dijeron,

en función del regalo y la persona

a quien quería hacérselo, su médico, vecinos,

sus amigos, a cada cual un título.



No podía creerlo.



Yo experto en sus silencios, él experto en mis fríos.



Dos buscándose, y nunca.



Así la vida








  
MADRE

Hay cosas que no pueden suceder.



No estamos preparados.



No pueden suceder.



Me bajaría a mitad del recorrido,

me arrojaría en marcha incluso

de este pánico tren para que nunca

sucedieran las cosas que no pueden suceder.



Y no me diga nadie ley de vida.



Si lo es, no me sirve. O al grito le da igual.



Hay cosas que no y nunca.



No hay fruto si no hay árbol.

Cómo vivir después.



Hay cosas que prefiero no pensar.



Cojo este tren urgente, pero sólo

porque quiero besarla, nada más

y regresar mañana ileso y confirmando

que está mejor y hay cosas



que no pueden suceder







Fernando Beltrán. Hotel Vivir. Ed. Hiperión, 2015

sábado, 19 de marzo de 2016

Una de murales para el fin de semana: Lisboa y la calle



Vamos a dar una nota de color en el blog.

Os regalo un montoncito de murales callejeros y variados, de esos que nos gustan tanto en este blog, para nuestra colección. 

Son todos de Lisboa.

Espero que los disfruteis, a mí me gustaron mucho cuando me salieron al encuentro en esa decadente y preciosa ciudad.






viernes, 18 de marzo de 2016

"Aquel mágico proyector naranja" - Relato de Rocío Díaz



 

Hoy que es viernes, promesa de fin de semana, y ¡para más inri y nunca mejor dicho! promesa de vacaciones de Semana Santa, con lo cual habrá más tiempo para dedicarlo a la lectura, os voy a dejar uno de mis relatos.

Lo premiaron en el XXV Certamen Literario Frasquita Larrea. Espero que os guste.


Aquel mágico proyector naranja




Durante tres años seguidos en mi carta a los Reyes Magos pedí un Cinexin. Me trajeron la Nancy azafata, la cocinita completa con  batería de acero inoxidable y hasta la Magia Borrás, pero del Cinexin ni rastro. Ni tan siquiera con uno de aquellos fantásticos trucos de la Magia Borrás conseguí verlo. Mi frustración fue en aumento hasta que el tercer año solo anoté ese juguete en toda mi carta. En mayúsculas y en el centro del folio, remarcado con rotuladores de distintos colores y entre admiraciones. ¡QUERÍA UN SÚPER CINEXIN! Del mismo modo que en mi lista habían pasado tres años, para el objeto de mis deseos también había pasado el tiempo y se había modernizado. Ahora era más “Súper” que nunca.

Pero aquel año mis padres, por oscuras razones, decidieron contarme la verdad sobre la existencia de los Reyes Magos. Y en consecuencia hasta se sentaron a discutir conmigo la conveniencia o no de echarme el ansiado Cinexin: ¿No era ya un poco mayor para eso? ¿No era un poco masculino? ¿No sería mejor un set completo de maquillaje? Las actrices están muy guapas requetepintadas. O bueno quizás si mi timidez no me dejaba ser actriz podría dedicarme a ser maquilladora de películas, ya que ese mundo del celuloide parecía gustarme tanto.

Como aún no había conocido al entrañable ET,  juro que en ese momento vi a mis padres colorearse de verde, transformándose en auténticos extraterrestres.  ¿De qué me hablaban? ¿Qué tenía que ver un maquillaje con el Cinexin? No entendía nada de nada. ¿Cómo explicarles que yo no quería estar delante de aquel mágico proyector naranja sino detrás? Yo no quería salir en las películas, yo quería hacerlas avanzar, detener o congelar sus imágenes. Yo no quería salir en las películas, quería re-pro-du-cir-las: con ese verbo de cinco sílabas que decían en los anuncios de aquel juguete que nunca logré que me echaran los Reyes Magos.

Pero lo cierto es que, frustración de más o frustración de menos, una sigue creciendo.

Y llega un momento que piensas que quizás era verdad, que quizás te vendría mejor el set completo de maquillaje, y toda ayuda iba a ser poca, porque empiezan a gustarte los chicos y te parece ver en una excursión del Instituto a uno calcadito al Harrison Ford  de Indiana Jones ¿Cómo no querer estar más guapa para las aventuras que sin duda alguna viviremos juntos? O te cruzas en aquella discoteca de los viernes con el chulo Danny Zuko de turno haciéndose el dueño de la pista y no puedes despegar los ojos de sus piernas mientras rememoras aquella escena final en la que, de negro y adornado de una gran sonrisa, se acercaba y sacaba a bailar a la protagonista de Grease. Una protagonista con  la que coincides de sobra en ese aire arrebatador de chica modosita del montón que en cuánto él se acerque se va a transformar mágicamente, y ríete de aquella Magia Borrás, en la única a quién él quiere: “Ai cachú, ai guont chu player” cantábamos destrozando la canción en aquel espanglish imposible. Y así sucesivamente hasta que un buen día, mira qué suerte, te termina besando el Richard Gere del barrio. Ese desgarbado galán de cazadora de aviador y flequillo, a quién le haces repetir una y otra vez la secuencia del primer beso porque por más que lo intentas no consigues escuchar de fondo la banda sonora del que tendría que ser el gran amor de tu vida y que al final no lo fue tanto. Porque lo cierto es que ni él era Richard Gere ni yo Debra Winger por mucho que tuviera el pelo negro, largo y rizado.

Toda la vida me he empeñado en querer formar parte de una película, cuando lo que hacía no eran más que cameos. Casi sin darme cuenta, escena tras escena, he querido emular a Patricia Arquette en Amor a quemarropa, he querido vivir historias pasionales y violentas, y he elegido tan bien en el casting a los  protagonistas masculinos que he terminado interpretando Tesis o Te doy mis ojos. Quise hacer cine de autor y resulta que muchas veces he tenido una vida de serie B.  Más me valía haber aparcado el género romántico y haberme dedicado a Los Cazafantasmas, a juzgar por cuántos he conocido.  Hasta que la Thelma que había en mi interior decidió hacer un fundido en negro con su historia y escapar hacia delante sin mirar atrás. 

Porque ¿Qué les voy a contar que ustedes no sepan? La vida es una road movie. Y  lo cierto es que yo necesito dotar a la mía de efectos especiales porque si no la rutina me aplasta,  necesito imaginar el clac de una claqueta cerca para ponerle mi mejor perfil al destino, y tal y cómo está este país todos terminaremos con un papel en Full Monty. Por eso la voz en off de mi interior me dice que, mientras llega ese día, al menos haga lo que me gusta, me deje de argumentos inventados por otros y dirija yo mi propia historia.

Que a mí, señores Académicos, y ya, ya termino, lo que me gusta es el cine. Claro que sí. “Juro por Dios que nunca más volveré a pasar…” hambre de cine. Me muero de amor por él, por eso no pueden ni imaginar lo agradecida que me siento por este premio a la mejor dirección. Tanto, que no tengo ni tiempo para terminar de agradecérselo a todos lo que han hecho posible que esté hoy aquí recibiéndolo. Así que, perdónenme, pero utilizaré hasta los créditos de este discurso para seguir haciéndolo.

Pero por favor, antes de que suban a quitarme el micrófono, por favor déjenme que haga un flash back y se lo vuelva a agradecer sobre todo a aquella niña que fui, a aquella que bien pronto supo en qué lado de la cámara yo debía estar, a aquella que durante años apuntó el mismo regalo en su carta a los Reyes Magos. Ese regalo escrito en  mayúsculas en el centro del folio, remarcado con rotuladores de distintos colores y entre admiraciones, era el único regalo que quería, que quiso siempre y que aún quiere. Por ello, y se lo vuelvo a pedir por favor señores Académicos ¿No podrían ustedes cambiarme el Goya por un Cinexin? Que Goya ni que Goya… ¡Un Cinexin señores Académicos, un Cinexin de color naranja! Eso es lo que realmente le haría feliz a aquella niña que fui. ¿No creen ustedes que es hora ya de otorgárselo?


©Rocío Díaz Gómez