jueves, 29 de agosto de 2013

"Cari que es juernes..."




Cari ¡que es juernes! Y que sea juernes no es que sea guay es ¡lo siguiente! He mandado un guasap a la people, contándoselo: “Tios k flipe ¡juernes ya!Seguro que todos lo superentienden a la primera. Es que es guachy cuando llega el juernes ¿verdad? Yo que sé, es el mejor día de la semana ¿Qué no? Si fuera una persona iría siempre vestido con ropa de Tommy H y hasta fumaría algún que otro piti, qué fuerte…   ¡Despertador, reloj de fichar: multiplicaos por 0! Aggg cómo me rayais... Porfa cari tenemos que salir, tenemos que salir ¡¡estoy superencantada de que sea juernes!!
¿Cómo cambia el lenguaje verdad? Sobre todo el lenguaje coloquial... ¿Y por qué hay expresiones que enseguimos adoptamos y otras que nos dan…? ¿Cómo decirlo? ¿Tirria? Sí, sí, de esa de la que hablábamos el otro día…
Bueno por supuesto lo he exagerado un poco el ejemplo, pero no es más que eso, un ejemplo. Aunque lo cierto es que no puedo con la palabra "cari”, ese diminutivo empalagoso de cariño que tiene esa “í” final que se estira y estira y se queda ahí como colgando de los labios de la susodicha. Porque a pocos chicos he oído yo decir “cari” ¿No creéis? ¿O sí que se lo habéis escuchado? Yo no la verdad.
Tampoco me gusta mucho esa expresión moderna que tenemos de “No es ésto es… lo siguiente”. ¿No existen los sinónimos o los aumentativos?¿Los superlativos? ¿Qué es eso de “lo siguiente”? No sé, me parece que empobrece nuestra riqueza de vocabulario utilizar esa expresión.
Lo del “juernes”… Bueeeeno. Tiene cierta gracia lo de unir el jueves y el viernes en “juernes”. Jueves como antesala del fin de semana.
En fin… que está en constante cambio el lenguaje, vaya si cambia. Está vivo, y bien vivo. Está visto.
Dentro de nada hasta veremos la palabra "juernes" en el diccionario de la Real Academia... Pero "cari" no, por favor...

miércoles, 28 de agosto de 2013

La vuelta al mundo en 80 librerías...

Librería de Croacia

Todavía es agosto, aunque esté dando las últimas bocanadas. Todavía parece que es tiempo de ocio y de viajar. ¿Qué mejor forma de hacerlo que por las librerías del mundo?

Antes de meternos en el otoño y la rutina me apetecía dar un nostálgico repaso a algunas de las librerías que he atrapado a lo largo y ancho del mundo: Croacia, Portugal, Siria, EEUU...

Aquí os las dejo... 

Cuánto me gustaría volver...



También en Croacia

Una preciosa librería en Tavira (Portugal) A Lura dos livros

De éste acogedor lugar ya hablamos en este blog:




Una modesta librería en Siria ¿Cómo estará ahora? Qué lástima...

Un clásico: City Lights books en San Francisco (EEUU)






Rodeado de las trattorias, clubes de striptease, y los rascacielos de la playa de San Francisco del Norte es City Lights Bookstore , no sólo un punto de referencia a la poesía, sino también un campo de batalla por la libertad de expresión.
Luces de la ciudad fue fundada en 1953 por el poeta Lawrence Ferlinghetti y Peter D. Martin como primera librería de todo bolsillo de la nación. En 1955, se convirtió en Ferlinghetti único propietario de la tienda y lanzó City Lights Publishers con el fin de presentar la obra de los poetas beat, que estaban teniendo dificultades para encontrar un lugar para su escritura, con los principales editores de la Costa Este. A través de los años, Pocket Poets Series ciudad Luces introdujo escritores como Allen Ginsberg , Frank O'Hara , y Jack Kerouac . Hoy en día, la prensa tiene más de un centenar de títulos impresos, con títulos adicionales que se publican cada año.

- See more at: http://translate.googleusercontent.com/translate_c?depth=1&hl=es&prev=/search%3Fq%3Dcity%2Blights%2Bbooks%2Ben%2BSan%2BFrancisco%26client%3Dfirefox-a%26hs%3DhET%26rls%3Dorg.mozilla:es-ES:official%26channel%3Dfflb&rurl=translate.google.es&sl=en&u=http://www.poets.org/viewmedia.php/prmMID/5758&usg=ALkJrhhtgmGUI9z9LV6GDjVRlV9omOBGwQ#sthash.lHLlSTPa.dpuf

Rodeado de las trattorias, clubes de striptease, y los rascacielos de la playa de San Francisco del Norte es City Lights Bookstore , no sólo un punto de referencia a la poesía, sino también un campo de batalla por la libertad de expresión.
Luces de la ciudad fue fundada en 1953 por el poeta Lawrence Ferlinghetti y Peter D. Martin como primera librería de todo bolsillo de la nación. En 1955, se convirtió en Ferlinghetti único propietario de la tienda y lanzó City Lights Publishers con el fin de presentar la obra de los poetas beat, que estaban teniendo dificultades para encontrar un lugar para su escritura, con los principales editores de la Costa Este. A través de los años, Pocket Poets Series ciudad Luces introdujo escritores como Allen Ginsberg , Frank O'Hara , y Jack Kerouac . Hoy en día, la prensa tiene más de un centenar de títulos impresos, con títulos adicionales que se publican cada año.

- See more at: http://translate.googleusercontent.com/translate_c?depth=1&hl=es&prev=/search%3Fq%3Dcity%2Blights%2Bbooks%2Ben%2BSan%2BFrancisco%26client%3Dfirefox-a%26hs%3DhET%26rls%3Dorg.mozilla:es-ES:official%26channel%3Dfflb&rurl=translate.google.es&sl=en&u=http://www.poets.org/viewmedia.php/prmMID/5758&usg=ALkJrhhtgmGUI9z9LV6GDjVRlV9omOBGwQ#sthash.lHLlSTPa.dpuf

Cuna del movimiento beat e intelectual

City Lights es uno de esos auténticos símbolos que quedan del legado de los 60 en la mítica ciudad de San Francisco. La edad dorada e intelectual de la ciudad californiana sigue presente con su famosa librería City Lights, aún se respira un aroma a libros, a cultura, a pacifismo y a poesía, y sobre todo a una época dorada de grandes nombres, pues hasta Kerouac y Dylan pasaban por aquí para leer poemas.
Rodeado de las trattorias, clubes de striptease, y los rascacielos de la playa de San Francisco del Norte es City Lights Bookstore , no sólo un punto de referencia a la poesía, sino también un campo de batalla por la libertad de expresión.
Luces de la ciudad fue fundada en 1953 por el poeta Lawrence Ferlinghetti y Peter D. Martin como primera librería de todo bolsillo de la nación. En 1955, se convirtió en Ferlinghetti único propietario de la tienda y lanzó City Lights Publishers con el fin de presentar la obra de los poetas beat, que estaban teniendo dificultades para encontrar un lugar para su escritura, con los principales editores de la Costa Este. A través de los años, Pocket Poets Series ciudad Luces introdujo escritores como Allen Ginsberg , Frank O'Hara , y Jack Kerouac . Hoy en día, la prensa tiene más de un centenar de títulos impresos, con títulos adicionales que se publican cada año.
- See more at: http://translate.googleusercontent.com/translate_c?depth=1&hl=es&prev=/search%3Fq%3Dcity%2Blights%2Bbooks%2Ben%2BSan%2BFrancisco%26client%3Dfirefox-a%26hs%3DhET%26rls%3Dorg.mozilla:es-ES:official%26channel%3Dfflb&rurl=translate.google.es&sl=en&u=http://www.poets.org/viewmedia.php/prmMID/5758&usg=ALkJrhhtgmGUI9z9LV6GDjVRlV9omOBGwQ#sthash.lHLlSTPa.dpuf

lunes, 26 de agosto de 2013

Lord Byron en Rávenna

























































 Siguiendo con el apartado de “Las casas de escritores” que tenemos en este blog, quería hoy hacer una entrada sobre este tema.
Este verano ya os comenté que, entre otros lugares he estado en Rávena (Italia), acordaos que hablamos ya de la tumba de Dante:
Pues bien, hoy os quería dejar fotos de otra casa con la que topé en Rávena. Me refiero a la de Lord Byron.
No quiero extenderme demasiado pero sí quería ya que hablamos de su casa comentar un poco el por qué de su paso por esta ciudad.
George Gordon Byron, sexto Barón de Byron (Londres 1788 - Messolongui 1824), fue un poeta inglés de los considerados más importantes del Romanticismo.
Llego a Rávena el 10 de junio de 1819 y vivió hasta 1821 en esta ciudad italiana. Había conocido a una joven aristocrática en Venecia, Teresa Gamba Guiccioli, y ambos se enamoran. Teresa estaba casada con un hombre bastante mayor pero inician una relación, parece ser que con el beneplácito del marido.
Aquí en Rávena el poeta continuó el Don Juan y escribió el diario de Ravenna, Mi diccionario y Recuerdos. 
Lo que he encontrado del diario de Rávenna: “se encuentra muy constreñido a interiores, por el húmedo y frío tiempo del país ―¡y lo dice un británico!―  pasando los días entre lecturas de los clásicos y escribiendo partes de Sardanápalo, salvo cuando se reúne con los nobles que le invitan, y los políticos locales, que le van informando del clima  político, en continua ebullición. Cada día parece que todo vaya a saltar por los aires y cada día los planes cambian continuamente. Los italianos son belicosos pero inconstantes, incapaces de ponerse de acuerdo, según Byron. Cuando mejora el clima, cabalga y ejercita el tiro. Y así pasan sus días: «…habitantes un tanto violentos―bastante traicioneros y enormemente inflamados por la política. Buena gente, a pesar de todo― un buen material para una nación. Del caos hizo Dios un mundo y de las pasiones elevadas se hace un pueblo» (pág. 210)”
En julio de 1820 el Papa separa al matrimonio Guicciole y obliga a vivir a Teresa en casa de su padre, una villa cerca de Ravena. Allí Byron era bien recibido por los Gamba que compartían sus ideas políticas. La policía pontificia quiere castigar a Lord Byron y lo hace de forma indirecta, desterrando a los Gamba, que van a Pisa. Byron la sigue allí también.
A finales de 1823 parte en el “Hércules” hacia Grecia. en Missolonghi, mientras esperaba para entrar en acción, cae enfermo de fiebres después de haber sido sorprendido por una tormenta, el 9 de abril de 1824.Y aquí muere.



Cómo veis Ravenna, la ciudad famosa por sus mosaicos, a pesar de ser pequeña estaba llena de historia y literatura por todas partes. Es la segunda vez que la visito, y me siguen quedando cosas por ver...


Fuentes:

sábado, 24 de agosto de 2013

jueves, 22 de agosto de 2013

"Tener tirria..."





 El otro día escuché a mi madre la expresión "Tener tirria". Me hizo gracia, hacía mucho tiempo que no escuchaba esa expresión. No es muy usual ahora ¿verdad?

¿Y vosotros? ¿Hace mucho tiempo que no la oís? ¿La utilizais?

 Buscamos en el diccionario de la Real Academia Española y vemos lo que significa "tirria" sí, claro, tener manía, tal y cómo ya sabíamos. Pero me ha llamado la atención que subrayen su origen onomatopéyico.

 tirria.
1. f. coloq. Manía, odio u ojeriza hacia algo o alguien.
2. f. ant. Disgusto, enojo.
3. f. ant. Porfía repetida.

Y también la buscamos en el diccionario del uso del español María Moliner que a mí me gusta:

Tirria f. Antipatía injustificada o irracional hacia algo o alguien. Inquina, manía, ojeriza, rabia.

 Me llama la atención que en el María Moliner se dice que tiene una connotación "injustificada o irracional" que no señala la Rae. 

La verdad es que la palabra tirria con todas esas r seguidas tan sonoras sí que trasmite mucho del sentimiento ese de aborrecer que queremos expresar ¿verdad? "Tener tirria" parece que es mucho más que "tener manía", tiene más fuerza expresiva. ¿Pero tanto como injustificada? Yo no veo mucho por qué... ¿Vosotros qué creeis?

El diccionario de Corominas he leído que dice que la palabra "tirria" en efecto viene de la interjección trr que significa despecho. 

Me gusta esta palabra tan sonora, tan expresiva. Cómo no dedicarle una entrada en este blog...

¿Y vosotros qué? ¿Tenéis alguna vez tirría a algo? ¿O qué tenéis? Se pueden tener tantas cosas con el mismo significado:

Tener tirria
Tener manía
Tener ojeriza
Tenerle ganas a...

¡¿Qué tenéis...?!


martes, 20 de agosto de 2013

"El pantano de las mariposas" de Federico Axat



“Cuando consigues aquello que anhelas, de vez en cuando necesitas mirar atrás, sentirte vulnerable otra vez”.
  Bueno, quiero ir poniéndome al día de las reseñas de lecturas veraniegas así que hoy os quería volver a hablar de una novela. En ésta caso una que me ha gustado mucho “El pantano de las mariposas” de Federico Axat.
 
He estado de lo más entretenida leyéndola, y te deja un poso dulce que me gusta mucho. Eso sin contar con el quiebro que le da el autor al final y que te deja totalmente perpleja, al menos a mí.
 
Pero vamos por partes…
 
El argumento es el de una historia de niños que desarrolla en Carnival Falls, una población de 20.000 habitantes situada en el centro de Nueva Inglaterra, en Estados Unidos. Protagonista la historia Sam Jackson que perdió a su madre cuando tenía un año y ahora vive en una casa de acogida, la granja de los Carroll, junto a otros huérfanos. Sam se pasa la vida con Billy yendo en bicicleta al bosque y compartiendo secretos. Hasta que llega al pueblo Miranda, la hija de los Matheson, la familia más poderosa y adinerada del lugar. Miranda también tiene doce años y desde la copa de un árbol, Sam espía a esa niña que le atrae…
 
El tiempo de la historia son los años ochenta en EEUU como hemos visto. Pero recorre muchos años, porque aunque la parte central es la niñez, te cuenta desde diez años antes, comienza en el año 74, hasta bastante después, el 2010 cuando Sam recuerda con nostalgia su historia y el camino que le ha llevado a ser como hoy es. La trama es líneas pero tiene algún que otro salto en el tiempo cómo veis.
 
Y bueno, toca muchos temas: El último verano de la niñez, el paso a la adolescencia, la amistad, el primer amor… Con algunos ingredientes de misterio, como son los ovnis, o más bien la visión de ellos que se tenía en los años ochenta.
 
A mí me recordaba a Tom Sawyer, pero también tiene suspense, porque está llena la historia de misterios que se irán resolviendo. Es como una mezcla de géneros.
 
Los personajes están muy bien perfilados. A Sam, Billy y Miranda enseguida les coges cariño. Los demás personajes secundarios: Los Carroll, el matrimonio Meyer, una pareja de ancianos a quien Sam quiere mucho, Orson, un niño matón que también vive en la granja de los Carroll, Preston Matheson, padre de Miranda… Todos ellos muy importantes en la trama y también bastante conseguidos. Y cómo no comentar la sorpresa final gracias a la habilidad del autor.
 
“Había desaparecido ese velo mágico que hacía que pudiéramos decirnos casi cualquier cosa, mirarnos a los ojos y abrir nuestros corazones; dejamos la niñez atrás como la piel de una serpiente, y la pubertad nos arrebató la frescura de la verdad”.
 
Me ha gustado mucho cómo está escrita la historia. Cómo el autor te lleva por dónde quiere, cómo te va sirviendo misterios que luego se van resolviendo hasta el quiebro final de la historia. Su estilo es sencillo pero muy efectivo, casi elegante. Sabe cómo administrar la emoción alternando a los personajes reales con otros fantásticos. La prosa es fluida, entretenida, cuidada, suave.
 
El resultado es que no quieres abandonar esa historia. Por lo menos a mí me ha pasado eso. Estás atrapado y tan encariñado con los personajes que te resistes a desprenderte de sus vidas.

Os recomiendo esta novela. Me ha sorprendido bastante el final, me ha entretenido y me ha gustado mucho toda ella. He descubierto a este autor argentino al que no pienso perder de vista.

domingo, 18 de agosto de 2013

"Lo que mueve el mundo" de Kirmen Uribe



“…Un amigo te aceptará tal como eres, defectos incluidos, aun cuando por un momento  lo dejes de lado. Y, a pesar de que pase mucho tiempo sin que estéis juntos, no se preocupa; para un amigo, el tiempo tiene otra medida, así que no se apura. Te pondrás a hablar con él como si os hubierais visto la víspera…”
 
Sigo leyendo y leyendo libros y voy más deprisa leyéndolos que haciéndoos después la reseña de ellos. A la que me descuido ya tengo fila otra vez. Así que voy a ver si me pongo al día por el orden en el que he ido devorándolos.
 
Me quedé en contaros que me había parecido “Lo que mueve el mundo” de Kirmen Uribe.
 
Tenía muchas ganas de leerlo. En su día me gustó mucho su novela “Bilbao-New York-Bilbao”, me encantó y cuando comencé a escuchar las críticas de “Lo que mueve el mundo” quise rápidamente leerlo. Además estuve escuchando una entrevista en la radio, creo que fue en “La estación azul” a su autor y eso no hizo más que afianzarme en mi idea de tener que hacerme con su libro.
 
Peeero quizás por tener puestas tantas expectativas en él, resulta que no me ha encantado. No quiero decir que no esté bien, o que me haya disgustado. No, no es eso, pero no me ha gustado tanto cómo pensaba que me gustaría. Y dejadme que os cuente por qué.
 
En principio el argumento arranca en mayo del 37. El bombardeo de Gernika ha ocasionado que diecinueve mil niños vascos sean enviados a países como Francia, la Unión Soviética, Inglaterra o Bélgica con el objetivo de protegerlos de los duros bombardeos que tenían lugar durante la Guerra Civil. Karmentxu Cundin Gil es una de esos niños, a sus ocho años de edad ha viajado con su hermano Ramón hasta Gante, donde ha sido acogida por el escritor Robert Mussche. La llegada de la niña cambiará radicalmente la vida del autor, pronto se pondrá de manifiesto su adhesión a la resistencia en la Guerra Civil y su preparación inmediata para el comienzo de la Segunda Gran Guerra.
 
"Para ellos ese fue el cambio más destacado: tenían juguetes; no jugaban en la calle, como en Bilbao, con llantas de hierro oxidado o con pelotas hechas de trapos viejos: en Gante tenían muñecas, camioncitos, grúas, bicicletas; aunque sus padres fueran de clases trabajadoras."
 
Ya veis que en principio el autor aborda el tema del exilio de esos niños. Pero después ese argumento con que se aborda el exilio, pasa a un segundo plano porque según vamos leyendo el autor se centra más en contarnos la vida, la trayectoria personal, del protagonista, de Robert Mussche. Nos quiere contar la historia de ese héroe, porque quiere contársela a su amigo fallecido Aitzol Aramaio (nos lo cuenta el autor en las últimas páginas). Luego también está de fondo el tema de la amistad, de las guerras, de la esperanza.
 
Robert Mussche fue un joven intelectual, de fuertes principios morales. Un joven de origen humilde que se vio obligado a dejar los estudios pero siempre con una fuerte inclinación a la cultura, la música y la literatura. Aficiones que comparte con Herman Thiery, hijo del influyente Michel Thiery, al que le une una relación de amistad muy especial, y con Robert Brise. Un héroe que con el tiempo pasaría a formar parte de la resistencia contra los nazis en su pretensión de cambiar el mundo.
No es propiamente una novela. Hay una parte real en la que ha buceado el autor. Se ha basado en hechos reales pero los ha ido tejiendo con los recuerdos de los que lo vivieron  y pueden contárselo. El autor visitó a Carmen Mussche, la hija de Robert. Junto con sus recuerdos, también se ha ayudado de los poemas escritos por Herman, de algunas cartas, fotografías, así como del diario que escribió la madre de Carmen Mussche durante la ausencia de Robert.  
Quizás esto es lo que menos me ha gustado del libro. Me gusta mucho el tema que trata pero, aunque también me gusta mucho su particular forma de contar un tanto lírica e intimista (de hecho me encantó “Bilbao-New York-Bilbao”), aquí me parece que la información está como deslavazada. Creo que en algunos momentos me parece que le ha faltado al autor darle forma literaria a los recuerdos que la hija le cuenta. No solo decir: Carmen me contó que… No sé, a mí me faltaba algo más de literatura ahí, no solo la mera exposición de los recuerdos. Parece casi periodismo en algunos fragmentos. Ya sé que no es propiamente una novela, sino que es una especie de experimento narrativo que tiene sus logros, pero me ha faltado algo más de fluidez literaria en el hilo que recorre el libro.
Sí que es verdad que me parece un acierto que el libro comience con un buque, el Habana saliendo de Bilbao con destino a Europa cargado con los niños. Y termine también en el mar con el trasatlántico Cap Arcona, donde moriría el protagonista.
Independientemente de los peros que yo le pongo, hay que subrayar que es un libro con ternura, con un poso nostálgico, un libro muy introspectivo, muy intimista. Aunque quizás con un lenguaje demasiado sencillo, casi simplista.
Hay fragmentos que me han gustado mucho. En realidad todo lo que tiene el libro de emotivo es lo que más me gusta. Como el del estribillo que siempre cantaba un polaco en los campos de concentración y que cincuenta años después se repetiría en un reencuentro muy emotivo. O cuando explica la Ley de Newton el amigo.
Si alguien quiere leerlo yo aconsejaría leer éste libro antes que el de “Bilbao-New York-Bilbao” y luego ya pasar a éste último. 
 
“Un viejo poema chino dice que si dos personas se quieren mucho, si han estado muy unidas y una de las dos muere, la que muere en realidad es aquella que sigue andando”.
 
 
 
Kirmen Uribe:
 
"Nacido en Ondarroa, Vizcaya, en 1970, se licenció en Filología Vasca y cursó estudios de postgrado de Literatura Comparada en Trento. Es autor de proyectos multimedia que combinan la literatura con diferentes disciplinas artísticas y ha participado en encuentros literarios en Europa, Asia y América. Ha traducido a Raymond Carver, Sylvia Plath, Anne Sexton, Mahmud Darwish y Wislawa Szymborska, entre otros, y colabora en diversos medios de prensa escrita, incluida la prestigiosa revista The New Yorker. La publicación en 2001 de su libro de poemas Bitartean heldu eskutik (Mientras tanto dame la mano, 2003), supuso, según la crítica, una «revolución tranquila» en el ámbito de la literatura vasca. Traducido al castellano, francés, inglés y ruso, el poemario fue galardonado con el Premio Nacional de la Crítica y elegido finalista al mejor libro de poesía traducido al inglés en 2007 en EE. UU. por el PEN American Center."
 
 
 
Datos del libro:
Título: Lo que mueve el mundo.
Autor: Kirmen Uribe.
Editorial: Seix Barral.
PVP: 19 Euros.
ISBN: 978-84-322-1547-6.
Número de páginas: 240.
 

jueves, 15 de agosto de 2013

"7 cuestiones sobre el libro" de Eugenia Rombolá y Terry Border en la imagen


Aprovechando que hoy es festivo, y hay más tiempo para leer, quería dejaros con un artículo sobre el libro. 7 Cuestiones sobre el libro. Cuando lo leí me pareció muy sencillo de leer y bastante sensato en cuánto decía. A ver que os parece.


GLOBEDIA, 1 de agosto de 2013
7 cuestiones sobre el libro
 
Aquí les presento siete cuestiones para reflexionar sobre el libro, ese objeto maravilloso que está dando mucho de qué hablar desde que la palabra e-book irrumpió en la comunidad editorial y de lectores
 
1. Los escritores no escriben libros. Escriben novelas, cuentos, poemas, ensayos, etcétera. El libro lo hace el editor. En muchos casos el autor es su propio editor, pero siempre un libro necesita del trabajo de un editor. Sea en papel o en soporte digital, un libro siempre será un libro en tanto un escritor escriba un texto y un editor lo edite.
 
2. La irrupción del e-book abrió un abanico de discusiones infinito en torno al futuro del libro. La realidad es que la industria editorial sigue creciendo exponencialmente. Cada año se editan más títulos. Un lector dedicando el cien por ciento de su vida a leer, llegaría a cubrir un porcentaje mínimo de todo lo editado.
 
3. Capítulos y parráfos cortos parecen ser la clave para enganchar al lector en internet. Sin embargo, eso no se traslada a la lectura de papel. Un buen ejemplo son los libros de Murakami, el famoso novelista japonés. Más allá de los soportes y formatos, lo que se modifican son los hábitos de lectura, cosa que también genera pánico. Pero la lectura fue cambiando a lo largo de los siglos y, sin embargo,  cada vez hay más lectores.
 
4. ¿Los libros son caros? Cuando vamos a la librería y preguntamos “¿Cuánto sale?”, y nos dicen “130 pesos”, nuestra cara se transfigura. ¿Por qué?Cuando era chica estaba convencida de que los libros tenían que ser gratis. Todos tenemos derecho a tener todos los libros que queramos, pensaba. Eso se modificó con los años, especialmente cuando empecé a trabajar en una editorial. Hacer libros es un trabajo y, como tal, merece su retribución. Siempre que estemos pagando un libro, creo que, en realidad, estaremos pagando muy poco. El libro tiene un doble carácter: mercantil y simbólico. Si lo miramos como un conjunto de papeles es caro, pero ese conjunto de papeles no es un cuaderno vacío. Al pagar por un libro estamos pagando el trabajo del escritor, del diseño, de la distribución, de la corrección, etcétera.
 
5. Más caro que el precio de tapa de un libro, es tener tiempo para leerlo. Las obligaciones cotidianas, en especial, la enorme cantidad de horas que la mayoría necesita dedicar al trabajo para poder subsistir, hace que el tiempo que se le podría dedicar a la lectura placentera sea acotado y fragmentario.
6.Los editores son comerciantes, es cierto, pero de una índole especial. Si meramente piensan en hacer dinero,  se dedicarían a otro tipo de industria. El editor necesita que sus libros se vendan para seguir editando y, si puede, vivir dignamente. Hay editores millonarios, como así también hay escritores millonarios, pero son los menos. Un verdadero editor es,  sobre todo, un chismoso: hace correr el rumor de eso que le pareció imprescindible leer, quiere que todos, o muchos, lo lean.
 
7. Papel o e-book es algo de lo que deben preocuparse los participantes de la industria editorial, pero como lectores no creo que nos modifique mucho la existencia. Los novelistas seguirán escribiendo novelas, los poetas poesía, los ensayistas, biógrafos, economistas, sociológos, todos seguirán escribiendo sus cosas y los editores harán sus libros. Lo que sí nos incumbe como lectores es el tema de la comunicación callejera, es lo único por lo que la desaparición del libro de papel, si es que algún día ocurre, me preocupa.Ya no sabremos qué lee la gente en el subte, o un chico en el bar, o una señora en la estación de tren.Ya no habrá tapas que mostrar ni tapas que ocultarle, por pura malicia, al que está sentado al lado tratando de descubrir qué libro estamos leyendo. En fin, ya no habrá más tapas que, de alguna manera, nos presenten -de forma silenciosa, pero con palabras- a los anónimos.
 
Más para leer sobre el tema:
Historia de la lectura en el mundo occidental (Guglielmo Cavallo y Roger Chartier)
El libro hipocondríaco (Eduardo Giordanino)
Cien cartas a un desconocido (Roberto Calasso)
 
 
 
La imagen de Terry Borden la he tomado de internet. Me encanta. Como otras suyas.

martes, 13 de agosto de 2013

Librerías a mi paso...



En León capital

Me gustan mucho las librerías. Mucho.

Siempre he pensado que si algún día yo pusiera un negocio sería ese. Una librería. Sería un negocio ruinoso porque no podría atender a los clientes, seguramente cuando entrara alguno yo, sin remedio, me habría zambullido de cabeza en algún lugar mágico entre las páginas de un libro (cualquiera, todos) y no podría parar en ese momento a atender nadie... Ya os digo, un negocio muy ruinoso. 

Bueno... Hoy quería traeros una pequeña selección de ellas de diversos lugares. 

Ya sabéis que las seguiré cazando a mi paso ¿no? Y mientras tanto si vosotros veis alguna bien chula, ya sabéis que tenéis que mandármela... A ver si entre todos conseguimos un gran colección.

Podéis dar un repaso a las que ya tenemos cazadas en el siguiente link, merecen la pena:



En Madrid, cerca de la Plaza de las Comendadoras

En León, tambien.

domingo, 11 de agosto de 2013

Sagrario del Peral



Hoy he sabido que ayer, de madrugada, naufragó mi compañera de letras Sagrario del Peral.

Me ha dado mucha pena.

Espero que ahora junto a sus poetas malditos sea más feliz.


 http://www.rociodiazgomez.blogspot.com.es/2011/11/sagrario-del-peral-fragmentada-con.html

http://www.rociodiazgomez.blogspot.com.es/2011/03/exposicion-poesariohuesos-y-literatura.html



Aún quedan locos. (Sagrario del Peral)

30 de junio de 2013 a la(s) 14:15

Ayer caminaba todavía, una posibilidad entre nosotros
hoy es tan tarde, quizás lo fue siempre.
Las aguas que nos unieron eran quimeras,
 flores de un día
como el deseo caprichoso, navega mientras el placer embriaga.

Después se olvida con la velocidad de otros dedos que acarician
los mismos lugares que buscábamos juntos
Necesito parar un tiempo que jamás se detiene
quiero seguir soñando y pensar que permaneces.

Despierto y la vulgaridad se hace paso
todo brilla menos
el reloj no me lleva a tu encuentro
la pesadilla me trae el periódico
desayuno la era del desamparo
Menos mal que aún quedan locos
que hablan de poesía y mueren por un verso.

martes, 6 de agosto de 2013

Una de las dos tumbas de Dante: en Ravenna



 Hoy quería dedicar esta entrada a la tumba de uno de los poetas más ilustres: Dante Alighieri, el autor de la Divina Comedia. Ya sabéis que en otras ocasiones hemos hablado en este blog de las casas de los escritores, bueno pues hoy vamos a decir que me apetecía hablaros de "la casa definitiva" de uno de ellos.

Este mes de julio he pasado por Ravenna, sí en el norte de Italia. Y cómo no ir a visitar la tumba del poeta. Las fotos de esta entrada las hice yo misma.

Y cuando digo la tumba del poeta, me estoy refiriendo a la verdadera, porque no sé si sabréis que en el centro de Florencia, en la Basílica di Santa Croce, existe otra tumba de Dante. ¿Curioso no? Pues sí el escritor tiene dos tumbas. Aunque parece ser que de verdad está en la que visité yo, en la de Ravenna. La tumba de Florencia está vacía.

Aunque... consultando en internet he encontrado que en una página dicen que los huesos tampoco están aquí sino en la biblioteca Classense, también en Ravenna. Pero no consigo verlo en ningún lado más, así que solo os lo comento...

"La calle Alighieri lleva al "dantis poete sepulcrum", el Sepulcro de Dante, obra de Camillo Morigia en 1780. Hoy en día el sepulcro es una tumba vacía, los huesos del poeta reposan dentro de la antes citada Biblioteca Classense."

Pero vamos a intentar desenredar el lío de por qué tiene dos tumbas. El caso es que Dante nació en Florencia en 1265. Y participó activamente en las luchas políticas de su tiempo, en la pugna entre güelfos y gibelinos que mantuvo en tensión la vida política de la ciudad durante mucho tiempo. Lo cual dió lugar a su exilio (él era güelfo) cuando contaba 37 años. 

Vivió en Verona, Padua y otras ciudades del norte de Italia hasta que entre 1315 y 1318, el príncipe da Polenta le ofrece un puesto diplomático en Rávena, donde Dante encontró seguridad económica y se estableció. En la mansión de su protector, actual número 41 de la Via 4 de Novembre, donde se levanta un lujoso hotel, Dante escribió parte del Purgatorio y todo el Paraíso. 

En esa época, Venecia pretendía apoderarse de Ravenna y se envió a Dante como embajador para negociar con los venecianos una serie de concesiones a cambio de que se respetara la ciudad. No tuvo éxito y, de regreso, al cruzar el río Po, a la altura de Ferrara, contrajo paludismo. Murió en Ravenna entre el 13 y el 14 de septiembre de 1321 y fue enterrado en la iglesia de San Francisco. 

Pero resulta que al pasar los años Florencia reclama su cuerpo. En 1519, cuando fue elegido papa León X, de la familia florentina de los Medici, ya no pidió sino que dio la orden a Ravenna de entregar los restos de Alighieri. Los frailes de San Francesco hicieron entonces un agujero en el sarcófago y, uno por uno, sacaron los huesos y los ocultaron. Durante muchos años nadie supo dónde estaban. En 1865, un albañil que trabajaba en una vivienda halló una caja de madera forrada en terciopelo rojo que contenía los huesos de un hombre y un pergamino que certificaba que eran los de Dante. Fueron depositados entonces en el mausoleo neoclásico en forma de templete de Ravenna.

Todavía Florencia reclama su cuerpo. Lo sigue haciendo hasta hoy, pero sus habitantes se niegan a entregarlo. Las autoridades florentinas dicen que se rehúsan por motivos turísticos, lo que parece que debe ser verdad.





El exterior es de estilo neoclásico.

Y en el interior por encima del sarcófago hay un grabado de 1483 de Pietro Lombardo, que representa a Dante en una mesa de lectura.

Y también podemos observar que en el centro hay una lámpara del siglo XVIII que se mantiene siempre encendida, las 24 horas, y que se alimenta con el aceite que producen las aceitunas de las colinas toscanas; aceite donado por el municipio de Florencia.

Bajo el arca funeraria, una estela de mármol con una inscripción en latín dice:

"Aquí yazgo yo, Dante Alighieri, exiliado de mi tierra, hijo de Florencia, patria de poco amor"